domingo, 30 de enero de 2011

Por qué evitar formatear el Windows frecuentemente




Evita tener que formatear constantemente el sistema operativo, adoptando medidas de uso consciente.

Incluso hoy en día, muchos usuarios tienen el hábito de formatear el sistema operativo cada vez que comienza a quedarse más lento. Esa es una práctica que ha sido utilizada desde hace más de una década, pues era esa la mejor forma de corregir errores de Windows 95 o 98, pero en realidad, hoy en día ese tipo de acción no es tan necesaria, o al menos no con tanta frecuencia.

Con la popularización de las computadoras, surgieron muchos nuevos usuarios. El número de desarrolladores también aumentó bastante, lo que provocó que fueran creados nuevos géneros de programas, como es el caso de los optimizadores de sistema, que hoy son de gran ayuda para todos lo que necesitan mejorar el desempeño de su sistema operativo, evitando tener que pasar por ese gigantesco proceso de formatear el disco duro.

El origen del mito

Cuando las computadoras todavía no eran tan populares, no existían tantos programas especializados en limpieza de registros y afines, lo que dejaba las máquinas más pesadas a cada día. Instalaciones de programas sin utilidad era una de las principales causas de ese peso extra en las máquinas.
Desinstalaciones también eran constantemente, la causa de ese tipo de problema. Muchos programas, al ser eliminados,  se llevaban DLL’s importantes junto con la desinstalación, o dejaban muchos rastros, lo que impedía que el sistema operativo fluyera más suavemente, como ocurre antes de instalar los primeros programas.
Los viejos tiempos de Windows 95
Por esas razones, muchos encontraban en el proceso de formatear el disco duro, la única salida para que las computadoras volvieran a ofrecer las capacidades que fueron adquiridas por el consumidor. Con eso, se instauró una cultura de formateos constantes en gran parte de las comunidades de los usuarios de Windows.

Hoy en día, esa historia es completamente diferente y existen programas de optimización que se encajan en cualquier perfil de usuarios, desde los más novatos hasta los más expertos y exigentes. Por eso Bajakí preparó este artículo, reuniendo algunos de los principales consejos que formatear el disco duro sea la última alternativa, en vez de una muleta de los usuarios.

Uso correcto: uso consciente

El mejor modo de evitar que sea necesario formatear la computadora es no dejarla llegar al límite. Para eso, se recomienda el uso consiente de ella, siempre pensando en  la mejor manera de mantener espacio libre en disco, sin que las aplicaciones o documentos esenciales para el usuario sean eliminados. Acompaña algunos de los consejos que reunimos para mostrar cómo es posible mantener la computadora con el mejor funcionamiento posible.
Consiencia para evitar problemas

Instala apenas lo esencial

¿Trabajas con edición de imágenes o utilizas los programas de edición para tareas más comunes? Si solo necesitas de programas de este tipo para realizar algunos pequeños redimensionamientos  o alteraciones, opta por instalar programas más leves, como PhotoScape o Paint.net.Photoshop, a pesar de ser más completo, tiene muchos recursos que solamente son utilizados por profesionales.
Paint.NET resuelve muchos problemas
Lo mismo debe ser aplicado a todos los otros tipos de programas. Aplicaciones muy pesadas ocupan un espacio innecesario del disco duro y que cuando se abren demandan muchos recursos de procesamiento, que podrían ser destinados a otras tareas.
Eso es apenas la punta del iceberg. Existen muchos usuarios que instalan muchos programas que realizan funciones parecidas y esta aglomeración de “desperdicio electrónico” genera una lentitud insoportable. Lo que nos lleva hasta el segundo consejo de este artículo:

Desinstala aplicaciones abandonadas

Cuanto más programas tengas en tu computadora, más espacio será ocupado y mayores serán los caminos recorridos por el sistema para leer todas las tareas. No es raro encontrarnos nuevos programas que realizan todas las funciones que otro ya las hacía, agregando apenas una o dos funciones diferentes.
Cuando eso ocurre, lo más recomendado es eliminar la aplicación anterior, dejando solamente el programa más completo en el sistema. Por ejemplo, para conversiones de archivos, Bajakí indicaFormat Factory, que tiene una enorme gama de formatos para videos, música y varios otros. Esa reunión evita la necesidad de tener varias aplicaciones con funciones parecidas en la computadora.
Desperdicio electrónico es un peso innecesario

¡Limpiar es necesario! Formatear no lo es…

Ya que tenemos una infinidad de aplicaciones para la limpieza y optimización del sistema operativo, no hay motivos para no usarlos. Existen muchas opciones excelentes disponibles de forma gratuita, o sea, no necesitas gastar nada para lograr que tu computadora vuelva a presentar óptimos resultados.
Sabiendo combinar dos o tres programas, el sistema queda como nuevo en pocos minutos. Por ejemplo, utilizando CCleaner para eliminar rastros de navegación, cookies y limpieza de registro, la utilización del Advanced SystemCare solamente complementa el servicio, garantizando que incluso algunos pequeños pedazos de fragmentación sean corregidos.
Una opción interesante también es Portinho. Esta aplicación, creada por un desarrollador independiente brasileño, hace limpiezas profundas en Windows, dejando el sistema mucho más leve para evitar que les salgan nuevas canas a los usuarios después de tanta irritación.
…..
Siguiendo esos consejos, difícilmente tu computadora necesitará ser formateada constantemente. Es lógico que existen casos en que formatear se hace extremamente necesario o inevitable, pero dejemos esa medida drástica para las situaciones que realmente lo necesitan. Sabiendo utilizar la computadora de una forma más consiente, hará que el sistema fluya fácilmente.
¿Te gustaron las ideas de Bajakí, será que conoces otros hábitos que pueden ser seguidos para que las computadoras necesiten ser formateadas con menos frecuencia? Deja un comentario contando sus formas de garantizar el buen funcionamiento de Windows.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada