miércoles, 25 de agosto de 2010

Consejos para negociar tu sueldo




Generalmente nos concentramos en el "denominador" de Ingresos/Gastos para mejorar nuestras finanzas personales, "vive con menos de lo que tienes" para así ahorrar e invertir la diferencia. Este es uno de los consejos principales que nunca hay que desestimar, pero si a eso le sumamos un aumento considerable del "numerador" podemos lograr de forma más sencilla y rápida nuestros objetivos financieros.

Y ¿cuál es la forma más sencilla para aumentar nuestros ingresos?... bueno, conseguir un aumento de sueldo. Decimos la forma más sencilla porque no implica trabajar más ni embarcarse en nuevos proyectos con el riesgo que esto conlleva, sino tener éxito en una negociación que puede durar unos minutos.


Como ganar US$ 1,000 en un minuto
"Pasamos años pensando en que queremos ser cuando grandes, pero cuando es tiempo para un aumento, la mayoría de nosotros aceptamos lo que nos ofrezcan". ¿Cúanto tiempo le dedicamos a la negociación? ~ cero, indica Jack Chapman en su libro: Negotiating Your Salary: How to Make $1,000 a Minute (Negociando Tu Salario: Cómo Ganar US$1.000 en un Minuto).

También indica que preparándonos un poco para ese momento podemos colocarnos en una posición fuerte para negociar nuestro salario, ya sea durante una evaluación de desempeño o postulando a un nuevo trabajo. Esos pocos minutos que dura la entrevista, en la que uno solicita que le paguen lo que uno vale, pueden significar una diferencia de miles de dólares a lo largo de nuestras vidas.

Veamos los 5 consejos principales que el libro enseña:

1. Pospon las negociaciones de salario hasta que te hayan ofrecido un trabajo: Lo mismo aplica para aumentos de sueldo. Nunca discutas un aumento hasta que hayas tenido tu evaluación, según Chapman, el proceso de contratación (o evaluación) consiste de 2 fases: juzgar y presupuestar. Sólo puedes hacerte daño hablando de salario mientras tu empleador te está juzgando en lugar de presupuestando.

2. Deja que hablen primero: Es díficil ganar si eres el primero en dar un número. Haz lo que puedas para que el empleador sea el primero en dar una cifra. Puede ser complicado evadir una pregunta directa por lo que conviene prepararse para esta situación. Prepárate para contestar preguntas como "Cuánto estas ganando" o "Cuales son tus expectativas salariales". Al final de este articulo publicaremos algunos consejos al respecto.

3. Cuando escuches la oferta, repite el valor mayor - luego guarda silencio: El resultado más probable de guardar silencio es un aumento, el silencio te da tiempo para pensar a la vez que pone presión en el empleador.

4. Contesta a la oferta con una respuesta estudiada: Haz una contraoferta, basada en lo que sabes acerca de tí, el mercado, la compañía. Es imporante que hagas previamente una investigación, de modo que manejes una expectativa razonable de un rango de salario para la posición.

5. Cierra el trato - luego negocia un poco más: El último paso en las negociaciones de salario es cerrar la oferta, luego negociar algunos beneficios adicionales (vacaciones, gastos de traslado, movilización, etc.)

Cómo responder a la pregunta más dificil
Cuando llegue el momento de discutir tu salario y te hagan alguna de las preguntas de rutina como "¿Cuál es tu salario actual" o semejantes (Consejo N° 2 de la lista anterior) nunca des una cifra tú, deja que el empleador hable y responde a la pregunta elegantemente, diciendo en el fondo "no te pienso contar".
La persona que da el primer número establece el punto de partida, pero si eres tú, pierdes. Si pides un sueldo por arriba del rango establecido, el empleador te dirá que estás muy alto y quizás en ese punto terminen las negociaciones. Si indicas un sueldo muy bajo, tu empleador no dirá nada y tomará eso como punto de partida. En cualquiera de los casos pierdes dinero.

A continuación encontrarás una lista de respuestas apropiadas para perguntas de este tipo:

¿Qué rango de salario estás buscando?
- Primero hablemos de los requerimientos y expectativas del trabajo, de modo que pueda tener una idea de tus necesidades.

¿Cuánto ganabas en tu último trabajo?
- Esta posición no es exactamente la que tenía en mi último trabajo. Luego, discutamos primero que responsabilidades tendría aquí para determinar un salario justo para el cargo. Es dificil para el empleador tratar con palabras como "justo" y "responsabilidades" - por lo que ganarás respeto con esta respuesta.

¿Cuánto esperas ganar en términos de salario?
- Estoy interesado en encontrar un trabajo que calce conmigo. Estoy seguro que cualquier salario que pagues será consistente con lo que paga el resto del mercado.

Necesito saber que salario quieres para poder hacerte una oferta. ¿Puedes darme un rango?
- Apreciaría si me puedes dar tú una oferta basada en tu presupuesto disponible para esta posición, desde la que podamos continuar nuestra conversación. Esta respuesta es bastante directa, por lo que usar palabras como "apreciaría" apuntan a sacar lo mejor del interlocutor en lugar de su lado más oscuro.

¿Por qué no quieres dar tus requerimientos salariales?
- Creo que tienes una idea de cuánto vale esta posición para la compañía y esa es información importante que me gustaría conocer. Este es el último escaño para obligarte a dar una cifra tú primero, aguanta y habrás ganado.
Como podrás observar hay un patrón, no se sientan mal u obstinados por no contestar la pregunta, piensen también como se siente el entrevistador al tener que repetir la pregunta, él sólo está haciendo su trabajo, tratando de tomar la delantera en la negociación.

Son buenos consejos a seguir, que con seguridad los probaré en mi próxima evaluación de desempeño.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada